El intendente de Lanús, Néstor Grindetti, opinó hoy sobre la renuncia de Martín Guzmán al Minsterio de Economía que «el problema no era Guzmán», sino «que nunca hubo un plan económico».

En efecto, pocos minutos después de la dimisión del ahora exministro, Grindetti tuiteó que «el problema no era Guzmán, el problema es que nunca hubo un plan económico. Este gobierno no tiene más lugar par la improvisación, nos tiene que mostrar una hoja de ruta clara hacia dónde va a ir la economía argentina».

«La inflación es imparable y vivimos con angustia», finalizó el jefe comunal.

Banner Content

0 Comentarios

Dejar comentario

Año XVI Edición 5821